La naturaleza nos sigue diciendo a gritos que nos dejemos de joder, ya no sabe como hacer para que la escuchemos. Un saludo preocupado, Jan ...